Notícies de Camp de Túria
Sant Antoni, L'Eliana, Bétera, Riba-roja, Pobla de Vallbona, Serra, Llíria.... - àrea d'Opinió
Opinió
Opinió
Opinió
Opinió
Opinió

Impedir entrada en Europa es condenar a muerte… artículo de Toni Roderic

La vergonzosa, vergonzante, cruel e ilegal decisión que ha tomado la Unión Europea para con los migrantes y refugiados de las guerras provocadas por ella misma en África y Asia ha causado un amplio rechazo entre una gran parte de los ciudadanos de todo el mundo. Sabiendo, además, que la Europa colonialista y racista siempre encuentra cómplices y satélites para hacerles el trabajo sucio. En este caso, la crisis de refugiados es un espejo cruel de lo que es esta Europa y compra con dinero a Turquía para que le esconda bajo la alfombra su incapacidad. De repente, ya no parece importante la cuestión de los kurdos -asesinados y bombardeados por Turquía cuando son los únicos que luchan sobre el terreno contra el DAESH-, el control de la prensa que hace el Gobierno turco, etc. Todo se resuelve con dinero.
 
Ante este golpe terrible a las conciencias y a los sentimientos humanitarios, muchos grupos, partidos, asociaciones e instituciones han decidido comenzar a actuar en actos de apoyo y solidaridad. Estos días, hemos conocido numerosas decisiones de ayuntamientos y otras instituciones que han decidido dar un grito de protesta retirando o colocando la bandera europea a media asta.
 
Esta doble decisión responde a dos concepciones diferentes de la idea de Europa. Los que deciden poner la bandera a media asta aún están convencidos de que Europa tiene valores que nos pueden representar aunque haría falta un cambio que se antoja muy complicado. Colocando la bandera de esta forma hacen patente a la ciudadanía que alguna cosa se está reivindicando y es patente para todos aquellos ciudadanos que la observan.
 
Los que deciden eliminarla consideran que no pueden identificarse con una Europa que permite estas formas y maneras de actuar sacrificando a personas y pueblos para favorecer los intereses estratégicos, el gran negocio de las armas y la lucha por los controles de los recursos petrolíferos sin cumplir con su responsabilidad de acogida a los refugiados cumpliendo sus propias leyes y las leyes internacionales. Por tanto, toman la decisión de romper, al menos virtualmente, su relación con ella.
 
Desde Los Verdes, pensamos que no podemos quedarnos impasibles ante esta atrocidad inhumana y no podemos hacer otra cosa que ser solidarios -humanos- con la gente que trata de llegar a Europa, cuya tierra fue invadida, destruida en nombre del imperialismo del Norte y que, ahora, se ve condenada a volver a la guerra siria, iraquí, libia o afgana. No se les impide entrar en Europa, se les condena a muerte. En consecuencia, pedimos a todas las instituciones que ondean la bandera europea que la retiren, o la coloquen a media asta, y que organicen y participen, activamente, en todos los actos en apoyo y defensa de los migrantes que están padeciendo el hecho más vil que recordamos desde el esclavismo.
 
A fines de siglo XIX, las intervenciones yanquis imperialistas se multiplicaron: Hawai, Puerto Rico, Filipinas, Cuba, Guam, Samoa, los puertos de China y Panamá. Consternado, Mark Twain escribió entonces: "Que se pinte de negro las franjas blancas y que se agreguen las tibias y la calavera en lugar de las estrellas a la bandera de Estados Unidos". Puede ser una idea para la bandera de la desilusionante Unión Europea.

Por Toni Roderic, Presidente de Los Verdes.
* Crónica agradece al autor que comparta sus opiniones con nuestros lectores
* Vinculado desde muy joven a la CNT y a diversos movimientos de izquierda, es militante de Los Verdes desde finales del siglo pasado. Ha sido concejal en Dénia, Presidente de Los Verdes del País Valenciano y, actualmente, Presidente de la Federación de Los Verdes.
Filólogo y escritor, ha ejercido su magisterio en diversas escuelas e institutos del País Valenciano y de Cataluña, así como también en la Universidad Nacional de Educación a Distancia y en el Instituto de Ciencias de la Educación de las Universidades de València y Alacant. Ha sido Inspector Educativo y Director Territorial de Cultura en Alacant.
Premio XXV d’Abril en Benissa con un libro de cuentos, Premio Educación y Sociedad del Ministerio de Educación por su libro de texto A debat, ha publicado una treintena larga de libros de texto para la enseñanza del valenciano, libros de cocina tradicional valenciana e innumerables colaboraciones periodísticas.
 
Tags: , , ,
Pulsa aquí para compartir en Facebook
O pulsa en el Me gusta de bajo para decirnos que te gusta

Publicat per

Àgora CT. Associació Cultural sense ànim de lucre per a promoure idees progressistes

No hay comentarios: